Unidos cierra filas en torno al pedido de una nueva elección de presidente en la ALDT

El Periódico

El jefe de bancada de Unidos en la Asamblea Legislativa Departamental de Tarija (ALDT), Mauricio Lea Plaza Peláez, manifestó que al no existir un respaldo reglamentario para que Zaida Laura asuma la presidencia de directiva debido a la situación de Federico Salazar, debe llamarse a una nueva elección en el cargo que queda acéfalo.

Enfatizó que con el respaldo de la bancada de los pueblos indígenas, Unidos está solicitando que se convoque a una sesión del pleno y se proceda a definir la modalidad de elección.

“La normativa es muy clara respecto a quién y cómo se puede reemplazar al presidente, solo mediante una elección que realice el pleno, en consecuencia nosotros estamos trabajando como bancada en seguir elaborando las leyes que queremos presentar, en nuestros actos de fiscalización, vamos a hacer una nueva mesa de encuentro entre la Asamblea y los sectores, el tema va a ser Tariquía y estamos en ese propósito, tratando de darle continuidad al trabajo de la Asamblea pero sabiendo que eso está limitado por la ausencia de un presidente”, enfatizó.

La asambleísta por el Movimiento Al Socialismo (MAS), Juanita Miranda, consideró que a pesar de la solicitud de Unidos, esto debe dirimirse a través de una definición oficial sobre la situación de Federico Salazar, quien fue electo por el pueblo Weenhayek para un período de cinco años y ahora presentó un amparo pidiendo la restitución de su curul, apelando a sus derechos constitucionales.

El partido azul ya proclamó a Laura como la presidente en ejercicio de la ALDT.

No perder el tiempo

La asambleísta Miranda reconoció que a pesar de que Salazar presentó un amparo para recuperar su curul, esto puede demorar y la Asamblea Departamental no puede quedar descabezada por demasiado tiempo.

“El fallo indica que él pierde la calidad de asambleísta, mientras esto ocurra la institución no puede quedar esperando, esto puede tardar hasta un año”, agregó.