Trece minutos: la brutal cronología del ataque sicario al fiscal paraguayo en una playa de Colombia

Lo asesinaron en su luna de miel

Ese tiempo les alcanzó para llevar a cabo un plan que sorprende a los investigadores por su precisión. Marcelo Pecci descansaba junto a su flamante esposa cuando fue asesinado de dos balazos.

Trece minutos: la brutal cronología del ataque sicario al fiscal paraguayo en una playa de Colombia
Claudia Aguilera llora junto al cadaver de su esposo, el fiscal paraguayo Marcelo Pecci, en las playas de Barú.

Fuente: https://www.clarin.com

El asesinato del fiscal paraguayo Marcelo Pecci mientras disfrutaba de la luna de miel junto a su flamante esposa Claudia Aguilera en las playas del caribe colombiano conmocionan a ese país por la brutalidad del ataque de dos sicarios, quienes se movieron con una precisión que sorprende a los investigadores.

Es que apenas 13 minutos les bastaron para llevar a cabo un plan minucioso que terminó con la vida del funcionario que combatía el narcotráfico y el crimen organizado en su país.

Fue el comisario Nimio Cardozo, jefe antisecuestro de la Policía Nacional de Paraguay, quien desde Barú, la pequeña península de playas paradisíacas cerca de Cartagena, dio detalles del hecho.

«No quiero ser irresponsable pero no se puede dejar de decir que es casi imposible la cronometración entre el alquiler de la moto, ir por mar abierto, asesinar a Marcelo, retirarse y dejar el motoski, son 13 minutos», precisó Cardozo en declaraciones que reprodujo el medio paraguayo ABC.

Pecci y su esposa estaban alojados en el reconocido hotel Decameron, que está en un extremo de la península. Los sicarios alquilaron la moto de agua en la zona más popular de Playa Blanca, donde todo el tiempo se ofrece el alquiler de esos vehículos.

Los dos hombres se dirigieron por mar abierto hasta la playa privada que tiene esa cadena hotelera y uno de ellos bajó y en segundos asesinó de dos balazos a Pecci, que estaba en la playa junto a Aguilera, después del desayuno.

Los investigadores creen que con los dos sicarios que llegaron en moto de agua habría colaborado otro hombre que estaba en el lugar, siguiendo cada movimiento de Pecci.

El director general de la Policía Nacional de Colombia, Jorge Luis Vargas Valencia, precisó en las últimas horas que el presunto autor material del asesinato «tiene acento caribeño, tez trigueña y mide 1,74«.

El director deneral de la Policía, Jorge Luis Vargas y el Comisario Nimio Cardozo, de la Policía de Paraguay en conferencia de prensa. Foto: EFE
El director General de la Policía, Jorge Luis Vargas y el Comisario Nimio Cardozo, de la Policía de Paraguay en conferencia de prensa. Foto: EFE

Todo ocurrió a metros del mar, sobre la arena. Pecci quedó tendido en el piso después de ser abordado por los dos sicarios que llegaron al lugar desde el agua. De inmediato decenas de personas lo rodearon, muchos de ellos empleados de la cadena hotelera.

Pecci, de 45 años, era fiscal especializado contra el crimen organizado y con experiencia en las unidades contra el narcotráfico, el lavado de dinero y el financiamiento del terrorismo del Ministerio Público paraguayo.

En su país había participado de una serie de causas de altísimo perfil, tales como el operativo “A Ultranza”, que investigó un colosal esquema de narcotráfico y lavado de dinero en el vecino país, o un cuádruple homicidio en el que una de las víctimas fue la hija de un gobernador provincial.