Montes corrigió en un año el desastre financiero que anteriores gestiones dejaron en la Gobernación

El director de políticas públicas de la gobernación de Tarija, Abog. Andrés Castellanos, destacó el trabajo del ejecutivo departamental a la cabeza del gobernador Oscar Montes, en cuanto a la paralización de la deuda y el saneamiento de las cuentas del gobierno departamental, que permite liberar recursos frescos para invertirlos en programas y proyectos públicos de apoyo al sector productivo, salud, educación, carreteras y demandas sociales.

Castellanos mencionó que en el primer año de gestión se tuvo que hacer un ajuste radical y tomar decisiones que otros gobernadores no se atrevieron a ejecutar, pero que eran imprescindibles para sanear la administración financiera de Tarija, en ese sentido, pidió a los opositores que se unan a estos esfuerzos por el bien del departamento: “Pedimos que concentren sus esfuerzos para trabajar por Tarija, tenemos que reactivar el departamento, nosotros desde la Gobernación hicimos fuertes ajustes dentro del ejecutivo departamental con el fin de cambiar y mejorar la administración y reactivar la economía”.

La autoridad destacó acciones como la disminución de la deuda departamental y los gastos de funcionamiento en un 40 y un 54 por ciento, respectivamente, la reducción de 13 a 6 secretarias departamentales, generando de esta manera mayor eficiencia y menos burocracia, el pago de deudas de anteriores gestiones y la transferencia de más de 33 millones de bolivianos a 340 comunidades campesinas de ocho municipios por concepto del Prosol, además de la entrega y la cancelación al contado de 40.210 canastas alimentarias en favor de los adultos mayores del departamento, entre otras acciones que dan paso a la reactivación productiva y económica de Tarija.