El año de la revancha: el Gobierno abrió juicios contra Añez y otras 69 personas

Enfrentan la justicia la exmandataria, 17 exministros, 7 exfuncionarios, 13 exjefes militares y 32 policías. Analistas ven que el Ejecutivo “se estrella” contra los más débiles y teme a los que tienen fuerza.

Yolanda Mamani Cayo

Fuente: paginasiete.bo

En el primer año de gestión del presidente Luis Arce, 70 personas enfrentan procesos por el caso “golpe” o por irregularidades en la administración pública. Se trata de la exmandataria Jeanine  Añez, 17 exministros, siete ex altos funcionarios, 13 exjefes militares y 32 policías.

El analista Carlos Cordero señaló que se muestra una política de revancha, en la que la justicia es usada como un instrumento de persecución del Movimiento Al Socialismo (MAS) en contra de todos los que intenten disputar el poder a Evo Morales.

“El Gobierno del MAS está llevando adelante una política de revancha, de castigo a todos aquellos bolivianos que le han arrebatado el poder a Evo Morales y al MAS porque es el Movimiento Al Socialismo que está detrás de todo esto”, manifestó Cordero a Página Siete.

En tanto, el analista e historiador Pedro Portugal detecta que el MAS ejecuta una estrategia política deficiente que apunta a los más débiles y no a los fuertes. Respecto a este último punto,  citó el caso del gobernador de Santa Cruz y exlíder cívico, Fernando Camacho, quien hasta la fecha no declara en la Fiscalía por el caso “golpe”.

“Cualquier objetivo que tenga el Gobierno se deshace frente a una evidencia constatable, es decir, se estrella contra los  más débiles y teme aquellos que tienen fuerza”, indicó Portugal.

Añez enfrenta siete procesos. De aquellos, cuatro son proposiciones acusatorias para juicio de responsabilidades por los casos Senkata y Sacaba, crédito del FMI, Fundempresa y por aprobar el Decreto Supremo 4200, que supuestamente vulneró la libertad de expresión en la pandemia.

Los restantes tres hacen referencia a procesos ordinarios, por sedición, terrorismo y conspiración, por incumplimiento de deberes y por una presunta designación irregular en la Empresa Boliviana de Alimentos. Añez está detenida desde marzo.

Los exministros de Justicia Álvaro Coímbra y de Energías Rodrigo Guzmán están en la cárcel e imputados por el caso de presunto “golpe de Estado”.

Los exministros Wilfredo Rojo, Óscar Ortiz y Adhemar Guzmán son investigados por presuntas irregularidades en  empresas públicas. Los exministros Eidy Roca, Marcelo Navajas, Karen Longaric son investigados por el caso respiradores.

Otros exministros procesados son Roxana Lizárraga,  de Comunicación,  María Pinckert, de Medioambiente, José Abel Martínez, de Desarrollo Productivo, Víctor Hugo Cárdenas, de Educación, e Iván Arias, de Obras Públicas.

Fernando López, de Defensa, y  Yerko Núñez, de la Presidencia, tienen orden de aprehensión por el caso “golpe”.  Víctor Hugo Zamora de Hidrocarburos tiene una denuncia por presunto daño económico a YPFB.

Arturo Murillo, exministro de Gobierno, es procesado en EEUU por lavado de dinero. En Bolivia, tiene más de 12 procesos, entre ellos por el caso “golpe”.

Los exviceministros Carlos Schlink, Javier Isa, Wilson Santamaría y los exfuncionarios Marcel Rivas (Migración), Mauricio Fernández (Segip), Mohammed Mostajo (exembajador) y Sergio Méndez enfrentan procesos penales.

El excomandante en Jefe de las Fuerzas Armadas general Williams Kalimán fue declarado en rebeldía e imputado por los casos “golpe de Estado” I y II.

Están con detención preventiva y acusados por la masacre de Senkata, el excomandante de la Armada almirante Moisés Orlando Mejía, el exjefe del Estado Mayor de las Fuerzas Armadas general Pablo Guerra, el comandante accidental del Ejército general Iván Inchauste, el exdirector de la ANH y militar en retiro general Luis Fernando Valverde y el excomandante de la División Mecanizada del Ejército general Franco Orlando Suárez.

El excomandante de la Décima División de Ejército coronel Luis Alberto Pacheco Montaño está con detención preventiva, acusado por su presunta participación en la muerte del campesino Marcelino Jarata Estrada, en Betanzos.

El jefe del Grupo de Artillería de Defensa Antiaérea de la FAB, coronel Franz Vargas Gonzáles, y el excomandante de la Guarnición general de Brigada Aérea de la FAB general Alfredo Cuéllar  están acusados por el caso Sacaba y tienen detención domiciliaria.

El excomandante de la Armada Boliviana general Palmiro Gonzalo Jarjuri Rada, el excomandante de la Fuerza Aérea Boliviana general Jorge Gonzalo Terceros Lara, el excomandante del Ejército general Pastor Mendieta y el exjefe de Estado Mayor almirante Flavio Gustavo Arce están con detención preventiva, acusados de sedición y terrorismo en el caso “golpe”.

El excomandante de la Policía Boliviana general Yuri Calderón Mariscal fue dado de baja definitiva de la institución, se encuentra prófugo y está imputado por el caso “golpe de Estado”.

El excomandante de la Policía general Rodolfo Montero fue detenido y es procesado por la masacre de Senkata. El exdirector de la Felcc coronel Iván Rojas fue acusado por el caso motín policial de 2019, condecoraciones falsas y otros tres procesos, fue declarado en rebeldía y dado de baja definitiva.

El excomandante departamental de la Policía de Cochabamba, coronel Jaime Zurita está con detención domiciliaria, imputado por el caso Sacaba. El coronel Aníbal Rivas Guzmán fue acusado por caso motín policial en 2019 y en septiembre un tribunal disciplinario dispuso su baja definitiva.

El excomandante de la Policía de la zona Sur de La Paz coronel Javier Vaca Julio fue acusado y detenido  por las muertes de la zona sur de La Paz, en noviembre de 2019. Falleció el pasado 28 de octubre.

El excomandante de la Unidad de Tácticas Operativas Policiales (UTOP) de Cochabamba teniente coronel Nelson Flores Calderón también fue dado de baja definitiva y enfrenta un proceso por el caso motín. Este caso es parte de los 26 procesos contra policías que presentó el Gobierno por el caso motín y la quema de la wiphala.

El Gobierno tiene una política de revancha y castigo a todos los que  le han arrebatado el poder a Evo Morales y al MAS.

Carlos Cordero, analista

El Gobierno se estrella contra los  más débiles y teme a los que tienen más fuerza como Fernando

Camacho.

Pedro Portugal, analista

Como diría Marcelo Quiroga Santa Cruz, no es el odio lo que impulsa nuestros actos, sino una pasión por la justicia.

Luis Arce, presidente