Roca niega participación en la compra de respiradores chinos y se pone a disposición de la Fiscalía

La exministra de Salud Eidy Roca, negó en las últimas horas estar involucrada en la compra de los respiradores chinos y se puso a disposición de la Fiscalía, tras que esa instancia anticipó que será imputada y solicitará su detención preventiva.

Mediante un escrito, la exautoridad del Gobierno de Jeanine Áñez, explicó que ella asumió “en momento de grave crisis del Ministerio de Salud, después del alejamiento del exministro Marcelo Navajas, y entonces ya había llegado el primer lote de respiradores chinos”.

La Fiscalía de La Paz anunció que la exautoridad será procesada por la presunta comisión de los delitos por incumplimiento de deberes y contratos lesivos al Estado, en la investigación por un presunto sobreprecio de seis millones de dólares en la adquisición de 324 ventiladores.

“Lo que puedo decir es que los respiradores salvaron vidas y se utilizaron en todos los departamentos del país. Tuve conocimiento de fallas en algunos; sin embargo, también conocí que la empresa proveedora se hizo cargo de la inspección y reparación o restitución, según el caso, según los términos de la garantía”, agrega la explicación de Roca.

La ex-ministra reitera que se pondrá a disposición de las instancias correspondientes, tal como lo hizo cuando fue convocada a declarar. “Mi persona no participó en el proceso de contratación de los respiradores, pues en el mes de abril cumplía funciones en la dirección de promoción de salud”, detalla.

La empresa china Yueshen Medical Equipment fue la encargada de exportar los respiradores a Bolivia, a través de un intermediario por 9.5 millones de dólares. Aproximadamente cada equipo llegó a costar casi unos 30.000 dólares, cuando el precio en el mercado no superaría los 9.000.

El Deber