Tras casi ocho meses, el fútbol de Bolivia vuelve con la Simón Bolívar

Pasaron 237 días,casi ocho meses, desde que una competencia oficial de fútbol en Bolivia se jugó por última vez. El 15  de marzo pasado toda actividad se paralizó por la pandemia del coronavirus. Tras ese tiempo, la Copa Simón Bolívar 2020 será el primer certamen oficial en jugarse a nivel nacional, cuando inicie este sábado 7 de noviembre.

Y es que ante la incertidumbre sobre el reinicio del certamen Apertura de la División Profesional, la Copa Simón Bolívar se convierte en el foco de atención de los aficionados.

En total, 29 planteles comenzarán este fin de semana una lucha maratónica por alcanzar el objetivo en corto tiempo: ascender a la División Profesional para 2021.

“El torneo inicia a partir del día 7 de noviembre, se hicieron las gestiones ante el Gobierno, ya que rige un nuevo decreto supremo que permitirá la actividad deportiva, así que no hay ningún motivo para  no iniciar la Copa Simón Bolívar que ya fue debidamente programada”, indicó Rolando Aramayo, presidente de la Comisión de Competiciones de la Federación Boliviana de Fútbol (FBF).

Con protocolos plenamente aprobados a nivel municipal y departamental y un calendario bastante comprimido, los 29 participantes de los nueve departamentos apuntan a sumarse a los 31 campeones de este certamen de ascenso que se reactivó en 1989, para promover una movilidad entre la Primera y Segunda División del país.

Participantes y renuncias

Del total de participantes aprobados en el  reglamento y convocatoria (37), la Copa Simón Bolívar lamentó ocho bajas por diversos motivos.

La Paz es el departamento más afectado al perder dos plazas, tras la renuncia de Unión Maestranza (no se aceptó el reemplazo de ABB) y la del campeón provincial  Achocalla (no fue inscrito en los plazos por la asociación de La Paz). Sólo habrá dos participantes.

Cochabamba no pudo clasificar al campeón provincial al igual que Pando, que sólo tendrá tres representantes.

Beni perdió a su campeón Real Kateri y Chuquisaca al tercero Stormers,  mientras que Santa Cruz resignó a Destroyers y Universidad que no se presentarán. Contarán con tres representantes cada uno.

Oruro, Potosí y Tarija sí tienen cuatro plazas (los tres primeros de asociación y el campeón provincial).

Las renuncias son, principalmente, por el factor económico, ya que implementar los protocolos de bioseguridad alcanza  a 8.000 dólares, pese a que la FBF otorgará pruebas rápidas a los participantes y cada asociación apoyará con los insumos para cada escenario deportivo.

El caso excepcional de renuncia es el de Destroyers, elenco que argumentó que no participará porque en 2019 se aseguró su retorno automático a la División Profesional, mas el Congreso Ordinario deberá aceptar o rechazar esa situación.

Pese a toda la situación y emergencia sanitaria que atraviesa el país, 29 corazones se ilusionan y esperanzan a la afición deportiva por el ansiado retorno del fútbol nacional, luego de casi ocho meses.

SISTEMA DE CAMPEONATO A JUGARSE EN SEIS FASES 

Según el reglamento del campeonato Copa Simón Bolívar 2020, son seis las fases que comprenden este certamen que inicia este sábado 7 de noviembre y culminará el 26 de diciembre.

La primera fase será regional.  Cada asociación organiza el torneo entre todos sus representantes, en cotejos de ida y vuelta. Avanzan los dos primeros.

En la segunda fase el reglamento contempla cruces interdepartamentales: La Paz vs Cochabamba, Oruro vs Potosí, Tarija vs Chuquisaca, Santa Cruz vs Beni y Pando entre sí.

Desde la tercera a la quinta fase habrán sorteos. La final (sexta fase) se jugará sólo ida y vuelta, sin tercer partido.

Los premios mejoraron en esta temporada: en la primera y segunda fase se dará 1.000 dólares  a cada club, mientras que de la tercera a la sexta se otorgarán $us 2.000. Los finalistas recibirán $us 10.000 en total.

Los Tiempos